Nuestros Amigos

Carmen García

Es una mujer muy simpática, siempre dispuesta a ayudar a los demás en su vida profesional y personas, y una de las primeras colaboradores en este proyecto, aprovecha cualquier oportunidad para contar el proyecto a las personas de su entorno.

¿Como explicarías tu a alguien que no lo conoce que es el “Fundación Vipeika”?

La Fundación Vipeika me parece una forma de ayudar a personas que, de otra manera: ¡se mueren! Así, sin más preámbulos ni florituras. Son personas cuya vida es en sí, una situación límite. Y esto no parece importar a nadie.

La ayuda que mandamos y cómo cooperamos es, como ellos, muy real. Ropa, material escolar, dinero… sé que reciben lo que les doy que y dan uso a todo lo que envío. Y mi ayuda les sirve para no morir un día más

¿Que es lo que mas te gustó de este proyecto?

Lo que más me gusta de este proyecto es que no se “diluye” en una gran organización con múltiples destinos. Silvia está en contacto directo con Turkana y nos cuenta las novedades, los logros y las necesidades de la aldea. Es casi un “one-to-one” entre las gentes de Turkana y los compañeros y amigos que estamos echando un cable.


Mariel Isakson

Mariel Isakson, es una mujer vitalista y simpática, que por su profesión evalua a las personas no por su físico sino por sus valores y capacidades personales y profesionales y se hizo miembro de la Fundación Vipeika desde el siguiente minuto de contarle que era .

¿Qué fue lo que más te animó a tomar la decisión de colaborar con el proyecto?

Silvia me convenció. Nos conocimos recientemente hablando de trabajo. El discurso de Silvia sobre sí misma incluyó este proyecto. Esto me llevó a preguntarle un poco más y su ánimo, ganas, el cariño que demostraba además de grandes dosis de emoción, hicieron que quisiera ayudarla de alguna manera. Me habló de las personas con las que había entablado amistad o que estaban colaborando con el proyecto y me animó a visitar la página web y ver su weblog.

¿Mariel que pasó por tu cabeza cuando viste el Weblog, puedes contar tus sentimientos en ese momento?

Consigue impactarte con la cercanía de los que están trabajando en él y la inmediatez y cercanía de las necesidades de la gente de Turkana. Estás ahí mismo y esto también hace que te des cuenta que tu también puedes afectar de manera positiva – pueden ser grandes acciones como los de Silvia y las personas que llevan tiempo con este proyecto o pueden ser pequeños gestos para ayudar, pero todos suman con un resultado visible.


Yolanda Revuelta

Yolanda Revuelta, es una madre trabajadora, preocupada siempre por como están los niños de Turkana, es simpática, solidaria y muy buena madre, y con la sensación de que poder hacer más por los demás.

¿Yolanda, tu que eres madre, que sentiste al ver la página de la Fundación Vipeika ?

Sentí que al final se materializaba algo que siempre estaba rondando en mi interior: ”quiero hacer algo por los demás pero no sé cómo, y la Fundación Vipeika es el “cómo” y los ”demás” en este caso son los 250 niños de Turkana a los que el proyecto va a contribuir con la construcción del colegio y de su mantenimiento.

¿De que has tenido que prescindir desde que colaboras económicamente en el proyecto ?

Para que veas, en mi caso mi colaboración mensual no ha cambiado mi vida ni la de mis hijos en nada, al final, una aportación de 20 €/mes es menos que un menú para 4 personas en un Burger King y, sin embargo, eso que para nosotros no supone nada, supone el mantenimiento diario de una niña/niño en un centro de rehabilitación nutricional durante un mes.


Rosa García

Rosa García conoce más de 20 diferentes países en el mundo y eso significa que tiene una visión del mundo diferente. Es muy buena persona, muy buena hermana y muy buena amiga, hemos conocido más de 10 países juntas siendo compañeras de viaje y Kenia lo conocimos juntas hace más de 15 años.

¿Rosa, tú que has viajado durante muchos años a muchos países, te impresionó lo que viste en la web de Turkana, y porque?

Lo que más me ha sorprendido de la página web, de las fotos que he visto, y de lo que me has hablado Silvia, es la falta de algo tan fundamental como es el agua. Si que recuerdo cuando estuvimos en Kenia ( en viaje turístico), haber visto por la carretera a mujeres con vasijas en la cabeza recorriendo grandes distancias para coger agua, pero en este tipo de viajes no ves realmente hasta dónde llegan sus necesidades. Me sorprende la carencia que tienen de cosas tan fundamentales para la existencia como son el agua y la comida.

¿Hablas a otras personas de tu participación en la Fundación Vipeika, y que les cuentas?

Realmente no hablo de que colaboro con un proyecto para la creación y continuidad de una escuela en Turkana, porque aunque si que me considero participe en ese proyecto gracias a Silvia, pienso que mi contribución es muy pequeña.Suelo hablar de la Fundación Vipeika como un gran proyecto, empujado por una amiga y en el cual ves a través de su página web qué cosas se van haciendo y los avances que se van consiguiendo. Creo que esa página web es una buena forma de que la gente conozca mejor el la Fundación y lo que hace.


mar2

Mar Durán

Mar Durán, es una mujer inteligente, con un carácter abierto gran deportista y amante de la naturaleza por excelencia. Siempre con la mente abierta a ayudar a la Fundación Vipeika en cualquien propuesta que se la hace y con una empatía hacia la vida que le dá una personalidad muy especial.

¿Mar, que es lo que más te ha impresionada de Turkana después de ver la Web?

Lo que más me impresiona es la expresión de los ojos de los niños turkanos. Están llenos de vida. ¡Teniendo tan poco se les ve tan felices! El slogan de tu Fundación no puede ser más acertado: un lugar lleno de vida.

¿Tu les hablas a tus hijas de la fundación Vipeika, y que les cuentas?

Para mi, colaborar con la Fundación Vipeika supone, sobre todo, una forma de educar a mis hijas en la solidaridad y una forma de hacerles valorar todo lo que tienen.

Les cuento historias como la de Eppu, les enseño las fotos de donde se va a construir el colegio, la valla; les explico porque se va a hacer trabajar a los padres de los niños en la huerta…En fin, todo lo que tú cuentas en la web. ¡Me lo pones muy fácil!

Es increíble comprobar como asimilan todos esas historias y como luego cuando menos te lo esperas te hacen un comentario como: “Mama, voy a pedir a los Reyes Magos que me traigan dinero para dárselo a los niños de África”


Elena Sunsundegui

Elena Sunsundegui es una mujer dinámica, risueña y algo que la hace diferente es que siempre está sonriendo, es muy activa con la Fundación Vipeika, porque es una persona muy solidaria.

Elena dime que fue lo que mas te llamo la atencion despues de leer la pagina web de la Fundación?

Lo que más me llamó la atención después de visitar la página web de la Fundación fue lo explícita que era con sus fotos y contenidos, siempre enfocados de manera positiva pero a la vez objetiva.

Por otro lado, gracias a su dinamismo, consiguió sin duda hacerme sentir muy próxima al proyecto a pesar de la lejanía geográfica y por tanto me animó a participar.

¿Qué les explicas a las personas de tu entorno sobre esta Fundación?

Intento contagiarles el entusiasmo que transmite Silvia, les explico que cualquier pequeña aportación es muy valiosa para el pueblo Turkana y sobre todo les animo a visitar la web para conocer el proyecto en profundidad, a poder ser acompañados de una copita de vino VITALA. 😉


beatriz

Beatriz Faura

Beatriz Faura fué una de los primeros amigos de este proyecto, sin conocer a la persona que lo creaba y sin saber nada de Turkana ni de sus gentes, se decidió a ayudar al proyecto financieramente, por eso es tan especial para nosotros

¿Beatriz dime que fue lo que mas te llamo la atención despues de leer la página web de la Fundación?

Lo que más me llamó la atención de la web del proyecto fue la claridad con la que estaban expuestos los contenidos. Leyéndola se puede obtener una idea exacta de las actividades que se realizan en Turkana, lo que aún queda por hacer y cómo aportar nuestro granito de arena en todo este gran proceso. Además la presentación de la vida y las costumbres de los turkanos nos ayudan a sentirlos más cerca y a experimentar la verdadera responsabilidad que tenemos para con ellos.

¿Qué le explicas a las personas de tu entorno sobre la Fundación Vipeika ?

Siempre intento transmitir a las personas de mi entorno la certeza de que la Fundación garantiza la adecuada canalización de las ayudas recibidas hacia su fin primordial de ayuda a los necesitados. En este sentido, la posibilidad de seguir la evolución de los objetivos a través de la web constituye un incentivo fundamental para animarnos a seguir trabajando y luchando por el éxito de los mismos


Jacobo Crespo

Jacobo Crespo, es la primera persona que supo que la Fundación Vipeika iba a nacer, y lo primero que me dijo fué ” cuenta conmigo…” ha apoyado en todo momento los proyectos y siempre será una persona muy especial para las personas que ayudamos a Africa. Jacobo es patrono de esta Fundación.

¿Qué pensaste el día que te dije “ voy a hacer un colegio en África"?

Pensé que no había mejor persona en el mundo para ocuparse de este proyecto que tú. También pensé que este proyecto sería un gran pilar dentro de tu vida y que te haría muy feliz. Enseguida pensé también que me gustaría poder colaborar y ayudarte a que saliera adelante.

¿Qué le explicas a tus amigos sobre la Fundación?

Les cuento que es un proyecto en el que estoy colaborando con una buena amiga, que hay muchas maneras de colaborar y que estoy orgulloso de poder aportar mi granito de arena. Si es una cena, intento llevar yo el vino VITALA para que lo conozcan y compren!


Mar, Angel y sus hijos Alex y Alba

Una preciosa familia solidaria que ayuda a la Fundación siempre que pueden y que son conscientes de lo afortunados que somos los que hemos nacido en el primer mundo y se lo intentan inculcar a sus hijos

¿Por qué ayudas a la Fundación ?

Porque creo en él y me da la seguridad y confianza de que los recursos se utilizan allá donde se necesitan.

¿Qué les explicas a tus hijos sobre este proyecto?

Que por suerte nosotros tenemos de todo, pero hay muchos niños que ni siquiera pueden beber agua cuando tienen sed, jugar cuando quieren y a lo que quieren, y que no pueden aprender a leer, porque no tienen un sitio donde alguien le enseñe, por eso le ayudamos con una cantidad muy pequeñita que a nosotros no nos supone nada y a ellos les permite ser un poco más niños como los de aquí.


 

peraza

María José Peraza

Una mujer inteligente, simpática y amiga de sus amigos, con una gran capacidad para el cambio en su vida y que ha apoyado a esta Fundación desde el principio, me apoyó, me dió la confianza para tirar de él y siempre ha estado a mi lado cuando he perdió las fuerzas. Gracias por estar siempre cerca amiga.

¿Qué te gusto de la Fundación Vipeika?

La fuerza y energia que Silvia ha puesto en tirar para adelante la construcción de este colegio. Siempre he dicho que además del colegio, los niños de Turkana tendran, guarderia, comedor, colegio mayor, Escuela de Enseña Profesional y Universidad. Porque mi amiga tiene la capacidad de convertir en realidad los proyectos que puedan parecer más complicados y dificiles de abordar y multiplicar por cinco su alcance inicial.

¿Qué le cuentas a otras personas sobre esta Fundación?

Siempre empiezo hablando de Silvia y su ejemplo, como un claro ejemplo de espiritu de superación y lucha. La frase que ella utiliza de devolverle a la vida lo mucho que le ha dado, es también sinonimo de generosidad y además tiene la característica de desmarcarse de otros iniciativas a través de un enfoque muy próximo y cercano: la web y los relatos que nos hace llegar, los eventos que celebra, el maravilloso vino Vitala que he convertido en uno de mis regalos preferidos y toda la fuerza de las iniciativas que continua impulsando. En definitiva un proyecto que comparto y del que disfruto hablando y apoyandolo siempre que puedo.


cristina3

Cristina Sánchez

Cristina Sánchez es una mujer risueña, sensible y sobretodo muy responsable y trabajadora. Una de esas personas que todos nos hemos encontrado en la vida y no queremos perder la oportunidad de tenerlas a nuestro lado

¿Qué te gustó de la Fundación?

Realmente lo que más me gustó de Vipeika es que conozco personalmente a Silvia que es quien lo “impulsa”.

Anteriormente he colaborado con otras Organizaciones, pero nunca sabes realmente en que se utiliza tu aportación, o si realmente llega donde tiene que llegar.

Cuando conocí a Silvia y me contó su proyecto, y teniendo en cuanta que yo pude comprobar que es una persona trabajadora, responsable, y cumplidora con sus compromisos, estaba segura que lo que yo pudiera aportar iba a llegar a buen término, porque hay una persona de mi completa confianza que se encarga de que las cosas funcionen y continúen.

¿Qué les cuentas a tus amigos de la Fundación?

Bueno, yo también he estado en Kenia, aunque de vacaciones, pero he podido comprobar personalmente las condiciones en las que se vive allí, y esto me ayuda a explicarles la situación a mis amigos.

En cuanto a la Fundación, siempre les digo que es una amiga mía quien lo gestiona, y les cuento un poco lo que se está haciendo, pero finalmente siempre les remito a la web, porque creo que está muy bien estructurada y se mantiene al día.


Mi_familia

Raquel y Manuel

Dos amigos y antiguos compañeros con una preciosa familia, donde uno de los valores que se vive en su hogar es la solidaridad que además inculcan a sus hijas en la vida cotidiana, intentando hacerlas conscientes de lo afortunadas que son.

¿Qué te gusta de la Fundación?

De la Fundación me gusta todo pero especialmente que se trata de proyectos concretos. En todo momento sé qué se está haciendo, los avances y resultados.

¿Qué les cuentas a tus hijas sobre los problemas que allí tienen?

Siempre hemos hablado a nuestras hijas de los niños que no tienen prácticamente nada, niños que no tienen nada para comer, una cama para dormir o que no pueden ir al colegio… Desde que colaboramos con la Fundación Vipeika ponemos cara a esos niños. Hablamos con ellas de hechos concretos, una escuela, un pozo…y esto les ayuda a valorar lo que tienen y tomar conciencia de solidaridad, la importancia de compartir. Para ellas son ‘los niños pobres’, pero qué importa como lo llamen, lo realmente importante es que no olvidan que hay personas necesitadas a la podemos ayudar mucho.


 

teresa1

Teresa García

Es una mujer alegre, simpática y una viajera empedernida, estar al lado de ella es estar cerca de la armonía y de la positividad, Teresa visitó Kenia hace unos años y tambien se quedo enamorada de ese precioso país.

¿Qué te gustó de la Fundación como para ayudar financieramente ?

Gracias a la gran labor de Silvia y a que me hace partícipe de cada logro, considero este proyecto como parte de mí. Lo vivo en primera persona como si fuera mio y se a dónde y a quiénes van destinadas las aportaciones de todos nosotros en cada momento, porque la Fundación es Silvia.

¿Qué le cuentas a otras personas sobre este proyecto ?

Intento transmitir la misma ilusión que me contagia Silvia cada vez que hablamos de la Fundación. Comienzo contándoles quien es mi amiga Silvia y el porqué de su frase “quiero devolverle a la vida todo lo mucho que me ha dado” y como, en menos de un año, partiendo de la nada, ha conseguido convertirlo en realidad, a base de organizar comidas solidarias, crear el vino Vitala, vender pulseritas hechas por las mujeres Turkanas, etc…Pero sobre todo, lo que más me gusta es lo feliz que le hace a Silvia y a todos nosotros ser parte de esta Fundación.


Nuria Soler

Es Nuria Soler la mujer con más sensibilidad que he conocido, es inteligente, sensata y reservada, desde el primer día que escucho hablar de la Fundación ha colaborado comprando vino solidario y promocionandolo en su entorno. Nuria vive muy lejos de España pero la tenemos cerca como colaboradora de la Fundación.

¿Qué es lo que más te ha gustado de la Fundación Vipeika ?

Tengo tres hijos y a veces quejandonos por tonterias no nos damos cuenta de lo afortunados que somos. La fundacion me hace salir de una burbuja de consumismo y egocentrismo, tan peligrosa.

Me convenció el compromiso de Silvia. Su manera particular de llevar la Fundación, a la vez cercana y profesional, informandonos de cada paso, con toda transparencia, incansable. Me dio total confianza de que los recursos son directamente utilizados en ayudar a los ninos.

En una frase ¿cómo definirías a esta fundación?

Para mi encarnan Sonrisa y Responsabilidad. Alegria y positivismo que podemos aportar con nuestro granito de arena a los ninos y la responsabilidad que tenemos todos de ayudar a los demás.


Silvia Rivera Carrillo

Silvia Rivera Carrillo, vive en Sta Cruz de Tenerife, un día llegó un email al correo de la Fundación pidiendo que cada mes le pasaramos una cuota para ayudar a la Fundacion, una persona que conocemos las dos le habló de la Fundación ella vió la página y ya es de nuestra familia, eso son las grandezas de la solidaridad. Muchisimas gracias Silvia por tu confianza.

¿Qué es lo que más te ha gustado de la Fundación Vipeika?

Lo que más me gusta de la Fundación Vipeika es ver que, realmente, se están llevando a cabo proyectos que permiten a las personas más desfavorecidas poder desarrollarse y tener una vida un poco más fácil. Me encanta ver a través de su página web, todos los avances de las escuelas, pozos… y esa sonrisa de los niños!!! Con la Fundación Vipeika ves que se están haciendo grandes cosas por quien realmente lo necesita

En una frase ¿cómo definirías a esta Fundación?

Personas que se vuelcan por mejorar las condiciones de vida de los más desfavorecidos y lo consiguen transmitir con tal entusiasmo que se te hace imposible no aportar tu pequeño granito de arena.


Ricardo y Mamen

Dos personas preocupadas por el mundo, ellos hicieron el primer donativo que llegó a la Fundación después de recibir un email, son divertidos, cariñosos y son expertos bailarines, gracias a esta pareja solidaria por estar cerca de nosotros.

¿Qué es lo que más te ha gustado de la Fundación Vipeika?

Lo que más nos ha gustado de la fundación es el compromiso de la gente que lo está liderando, y principalmente el tuyo. El planteamiento de la fundación esta realizado de tal manera que hace que lo sientas como algo muy personal, no como otras asociaciones que hemos colaborado, que son tan grandes que no tienes ese contacto directo, pero sin embargo no se pierde eficacia en el planteamiento, ni en los resultados.

Sobre todo nos da confianza y nos plantea la posibilidad de ayudarnos a nosotros mismos, viendo la vida desde otro punto de vista, viendo las necesidades de otras personas, teniendo en cuenta siempre que es lo que tenemos y que es lo que necesitamos, y toda esta ayuda a nosotros, se transforma gracias a la Fundación en ayuda a las personas que de verdad más lo necesitan.

En una frase ¿cómo definirías a esta fundación ?

La Fundación es un camino para llevar ayuda real a personas que realmente lo necesitan


Paloma Vicente

Una guapa y simpática amiga , entusiasta y muy solidaria, con una vena artística que siempre ha pensado en poner al servicio de los más desfavorecidos, Paloma es de una de las primeras personas que conoció esta Fundación, lo que se perseguia  y porque se creó.

¿Qué te gusta de la Fundación Vipeika y qué te impulso a colaborar con el diseño y fabricación de los pendientes solidarios?

Es un proyecto que he visto crecer y en el que su fundadora me ha contagiado de toda su ilusión y entusiasmo. Tener la oportunidad de poder aportar “algo”, habiendo tanto qué hacer, en un proyecto tan bonito, lleno de vida y tan de cerca, es un privilegio, cómo desaprovecharlo!


Familia Ruiz Brull

Es la Familia Ruiz Brull, Quique y Arantxa con sus 3 hijos, Blas, María y Olivia, una preciosa familia que sobretodo fomentan la solidaridad y generosidad en su casa, compartiendo con sus hijos   que hay que repartir, que hay que ayudar y que son unos privilegiados por el lugar donde han nacido, es una de las familias que más ayuda a ela Fundación Vipeika no solamante a nivel donacional sino tambien en la parte psicológica, apoyando, empujando y animando cualquier cosa en la iniciativas en las que nos involucramos.

¿Cómo explicarías tú a alguien que no lo conoce que es el “Fundación Vipeika”?

La Fundación Vipeika es una fuente de vida de la qué emana agua limpia y transparente (como la propia gestión de la Fundación) en forma de ayuda a los más necesitados. Vipeika es una Fundación que pone todos sus esfuerzos en conseguir medios para desarrollar proyectos concretos en algunas de las zonas más desfavorecidas del planeta. Proyectos (escuelas, granjas, pozos de agua, alimentación, medios para sobrevivir…) que están identificados, promovidos y ejecutados por un grupo excepcional de personas (liderados por la bondad y la alegría de nuestra querida Silvia en España y en África) qué aseguran que la totalidad de las aportaciones y donaciones conseguidas se trasformen al 100% en beneficios para las comunidades objeto de la ayuda, ofreciendo a quienes más lo necesitan la posibilidad de tener un mejor presente y una oportunidad en el futuro. Y sobre todo, lo más importante, consiguiendo que las generaciones del futuro, los niños, sean el foco fundamental de todo el esfuerzo de la Fundación.

Esos niños no tendrían, siquiera, la oportunidad de saber lo que es sonreír: Gracias Vipeika, gracias Silvia, por permitirnos a todos los que estamos a tu alrededor ayudar a repartir sonrisas por el mundo.

¿Qué te ha hecho tomar la decisión de colaborar?

Colaborar con la Fundación Vipeika es puro alimento para el alma: ayudar a los demás estando muy cerca de quien lo promueve en primera persona, Silvia, y a través de ella y de sus colaboradores ver, sentir y disfrutar de los resultados del esfuerzo de la Fundación en forma de sonrisas, del brillo en los ojos, de las maravillosas historias que hay detrás de cada proyecto realizado.

En honor a la verdad colaborar con Vipeika es una decisión que nos ha permitido a mí y a mi familia recibir mucho, pero mucho-mucho, más de lo que humildemente uno es capaz de dar. Por eso confieso que es la primera vez que hemos sentido en casa que recibimos tanto de Vipeika que queremos cada día poder dar, en justa correspondencia, mucho más.

Animo a quienes quieran recibir el mejor regalo desde África, que prueben personalmente la experiencia de colaborar con Vipeika, la fundación que regala sonrisas a quienes más lo necesitan, a éste y el otro lado del continente.


Ana Poyatos y Félix Miguel López

Una pareja con 3 preciosos hijos, simpáticos, muy buenas personas, solidarios, sencillos y sobre todo muy buenos padres.  Una pareja que no te hace falta conocerles mucho para quererles como si fueran tus amigos de siempre. Para ellos

la Fundación Vipeika es:

  • Credibilidad y sentimiento, por la fuerza que transmites (tú Silvia).
  • Claridad y transparencia, por la información que siempre das.
  • Nada es aleatorio, por el sentido que tiene cada proyecto.
  • Eres partícipe, por no haber intermediarios te sientes cercano al proyecto.

Todo esto hace que me involucre con energía, con ilusión, con ganas. Es lo que necesitaba para ayudar en un país tan lejano. Creérmelo. En ese “punto” de confianza que no había tenido antes y que me llena de energía.

Lo que más me gusta de lo que hace es el sentido que se le da. Dar alimentación es dar sonrisas. Y me encanta como participan las personas en la recaudación de fondos: pendientes, bufandas, cuentos…


Carmen Pombo

Una excelente madre, una trabajadora incansable que vivió apegada a la solidaridad desde muy pequeña porque su padre fué una persona que luchó, trabajó y defendió los Derechos Humanos desde la abogacía de una manera ejemplar a nivel mundial. Una mujer con una incansable preocupación por ser más y mejor persona respecto a la solidaridad.

La Fundación Vipeika la conoció en una de las sala de reuniones de más prestigio en España, pero su humildad se quedó guardada en la esencia de nuestra alma para siempre.

¿Qué te gusta de la Fundación Vipeika?

La sencillez con la que aborda problemas gravísimos de África. Con muy poco se hace MUCHO. Sin ostentaciones, sino con trabajo e ilusión.

¿Cómo sería para tí la Fundación Vipeika si fuera...?

Si fuera un Color : Vivo, caliente, alegre, ¿Naranja?

Si fuera un sabor: algo básico, nada sofisticado pero saciante y agradable, ¿ Arroz?

Si fuera una flor: Una suculenta, pero con flor.


Lola Nogueras

Una mujer dulce, tranquila, serena, con ganas de seguir aprendiendo de la vida, muy sociable y muy conocedora del SER de las personas.

¿Qué te gusta de la Fundación Vipeika?

Vipeika me gusta porque me hace sentir partícipe en su labor. Los proyectos de Vipeika están a muchos kilómetros de mi casa y sin embargo, tengo la certeza de que las cosas se están haciendo, se progresa y se ayuda de verdad. Todo esto es posible gracias a ti Silvia que te empeñas dar algo grande a la vida y lo consigues, en Kenia y también aquí facilitando que podamos contribuir.

¿Cómo sería para tí la Fundación Vipeika si fuera...?

Si fuera un Color…, sería Tierra fértil y húmeda

Si fuera un sabor…, sería Dulce como las sonrisas de los niños

Si fuera una flor…, sería la flor Vipeika, una nueva variedad de flor.


Helena Azañedo

Es Helena Azañedo, muy inteligente, muy trabajadora y una mujer extraordinaria tanto en lo personal como en lo profesional, con valores muy marcados en la justicia, el respeto y la coherencia. La conoces, la recuerdas y sobre todo sabes que siempre esta si la necesitas.

¿Qué te gusta de la Fundación Vipeika?

Su alma

¿Como sería para ti la Fundación Vipeika si fuera…?

Si fuera un Color: de muchos colores, si tengo que elegir uno sería el Rojo.

Si fuera un sabor: chocolate.

Si fuera una flor: amapola.


elvira
Elvira García

Es Elvira Garcia ha querido que su foto sea con toda su familia, una familia grande y muy generosa, ella es una mujer interesada por todo, con un alto sentido de justicia  con un caracter muy alegre y optimista.

Que te gusta de la Fundación Vipeika?

que es muy cercana

¿Cómo sería para tí la Fundación Vipeika si fuera...?

Si fuera un Color : amarillo
Si fuera un sabor: cacao
Si fuera una flor: azucena